Los docentes del área de pastoral del Colegio Calasanz Bogotá, en la tarea de acompañar a los niños espiritualmente, identificaron las dificultades de pareja como una de las realidades por la que los niños más acuden al acompañamiento. De acuerdo a la necesidad identificada, se vio oportuno diseñar unos espacios formativos en los cuales se acompañe a los padres y se les facilite el fortalecimiento de su vínculo matrimonial, todo con miras al mejoramiento de sus dinámicas familiares. Sin embargo, con el ánimo de no multiplicar citas y reuniones con los padres, se aprovechó el recién establecido Congreso de Formación de Familia Calasancia de la institución, para brindar un espacio específicamente dirigido a las para parejas ya que ellas son la columna vertebral y los pilares del hogar. Aquí procuramos responder a la pregunta: ¿cómo fortalecer las relaciones de pareja de los papás del colegio Calasanz Bogotá, de tal manera que adquieran experiencias significativas para el fortalecimiento de sus lazos matrimoniales, y todo ello redunde en beneficio de sus hijos y las dinámicas familiares? Para dar respuesta a lo anterior, se estableció que este camino debía alcanzar unos objetivos específicos, a saber: sensibilizar a los padres de familia para reconocer su relación de pareja como un proceso permanente de crecimiento en el amor, beneficiar las dinámicas familiares de la comunidad educativa y promover la vinculación de los padres al proceso formativo integral de sus hijos. Dentro de los 10 elementos de identidad calasancia, se señala en el ítem número 7 la urgencia de fortalecer el elemento de integración en la familia. Esto responde a la necesidad de que éstas conozcan el carisma de la Orden, se configuren con la obra de las Escuelas Pías, se sientan miembros activos de la comunidad y plenamente identificados con lo que sus hijos viven a diario. Esto es justamente lo que han identificado los mismos padres de familia al experimentar estos encuentros: “porque le dan sentido real a la escuela y formación de padres, ya que nos involucran como padres, personas, parejas, etc.” Por último, no debemos desconocer que la Iglesia católica de manera permanente está invitando a todos a escuchar el llamado a anunciar la Buena Nueva. La escuela de padres es un espacio preciso para acoger esta invitación, ya que en ella se aprende desde el modelo de Cristo mismo; se adquieren buenos hábitos de vida y sensibilidad espiritual; y se motiva a formar en las familias una buena comunidad, animada e iluminada por la fe, que se preocupe por el otro, que se sensibilice frente a las necesidades del mundo, en la que se viva la honestidad y la coherencia entre lo que se dice y se hace.


Acompañamiento Integral

PAREJAS FELICES, HIJOS FELICES

Lugar: Provincia Nazaret, Colegio Calasanz Bogotá.

Adriana Ramírez Morales
aramirez@ccb.edu.co  

Diego López Mesa
dlopez@ccb.edu.co

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar